radio online

programas01lf04 copy

   Escuchar ahora: La Farola

El alcalde de San Felices logra parar con la Guardia Civil una corta de árboles en suelo considerado público

24 Jul 2017
2289 veces
González Linares junto al Ayuntamiento González Linares junto al Ayuntamiento

David ha vuelto a sacar los colores a Goliat, esta vez en San Felices de Buelna. El alcalde, José Antonio González Linares, ha logrado paralizar una corta de madera que la empresa Álvarez Forestal estaba realizando en tres fincas que el Ayuntamiento considera suyas por derecho. Eran tres parcelas privadas colindantes con terrenos públicos, con lo que al Consistorio le correspondía el derecho de tanteo a la hora de comprar esas fincas, posibilidad que, según explicó el alcalde, no se respetó y terminaron en manos de la empresa. Al final, tras toda una peripecia, logró el apoyo del Delegado del Gobierno, Samuel Ruíz, y la Guardia Civil para paralizar las tareas de transporte de la madera y este mismo lunes se ratificó en la denuncia interpuesta contra la empresa, poniendo en manos de la Justicia la resolución final. Un "atropello" con el que "han intentado humillarme a mí y por ende a todo el pueblo de San Felices de Buelna, y no lo puedo permitir, no permitiré que se hagan cosas a las bravas contra los intereses de mi pueblo".

Todo comenzó el miércoles pasado, cuando el Ayuntamiento tuvo conocimiento de la presentación en las oficinas del Registro de la Propiedad de unas escrituras sobre la venta de tres fincas colindantes con suelo municipal en el monte Tejas sin que constara en ese documento, presentado por un notario, que se hubiera dado la opción al propio Ayuntamiento a comprarlas. Ante esa situación, la normativa señala que tiene derecho preferente a quedarse con fincas en venta el rentero, después el colindante y en último caso quien quiere comprar esas fincas.

El Ayuntamiento, "muy agradecido a la actuación de la persona que nos avisó desde Registro", hace valer su deseo de comprar las fincas y remite un escrito a la empresa maderera para que paralice las actuaciones iniciadas de antemano: la corta de los árboles que crecían en esos terrenos y su traslado. La notificación también se remite a otras entidades como Montes, Registro de la Propiedad, la empresa y personas afectadas. Pero, según González Linares, la empresa no paró su intervención en las fincas. "Me sentí muy solo, porque a excepción del secretario del Ayuntamiento, que no paró de remitir escritos a todas las entidades pertinentes, desde ningún ámbito se hizo nada por ayudarme", lamentó el alcalde. "La empresa ha querido pasar por encima del pueblo de San Felices de Buelna, una enorme falta de respeto al hacer caso omiso de los escritos del Ayuntamiento".

Al ver que no se lograba nada, se envía una denuncia a Montes para pedir una actuación, pero se contesta el viernes señalando que era preciso esperar hasta una resolución de los técnicos jurídicos del departamento. "La empresa se estaba llevando la madera, insistimos con material fotográfico, pero no conseguimos nada, es más media hora después de notificar la denuncia Álvarez Forestal intensifica el ritmo de transporte de la madera".

El último recurso del Ayuntamiento es poner los hechos en conocimiento del Delegado del Gobierno, Samuel Ruiz, y de la Guardia  Civil. El alcalde se mostró muy agradecido cuando a los veinte minutos el delegado contesta a su correo electrónico poniendo a su disposición la Guardia Civil. Y agradecido igualmente al instituto armado y al sargento del cuartel de Los Corrales de Buelna por su rápida intervención. La tarde del viernes la Guardia Civil paraliza las actuaciones, "ya se habían llevado el 90% de la madera y habían cortado casi todos los árboles, pero logramos parar ese atropello", decía el alcalde.

El lunes José Antonio González Linares se ratificada en la denuncia en los juzgados de Torrelavega, esperando que "ahora sea la Justicia la que tome cartas en el asunto". "Sigo confiando en la ley y en la honradez de las personas, como la registradora, Marta González San Miguel, Samuel Ruiz o la Guardia Civil", terminaba. "Decía mi madre que el pez grande se come al chico y lo vemos todos los días, pero hay que luchar contra las injusticias, aunque uno se sienta muy solo".

Valora este artículo
(14 votos)

Artículos relacionados (por etiqueta)